lunes, 7 de noviembre de 2011

La armada rebelde nepalí, más cerca de su disolución



Nepal ha acordado una solución a su conflicto civil tras cinco años de negociación con la armada rebelde. El acuerdo pasa por la integración de la milicia en el sistema o la aportación de ayudas para comenzar una nueva vida

Los maoístas que lucharon contra el ejército del Estado podrán adherirse a éste o comenzar una nueva vida con la ayuda del Gobierno. Este acuerdo desmovilizaría a 20.000 rebeldes.
La guerra civil, iniciada por el partido comunista de corte maoísta, que se prolongó durante una década y que lleva ya cinco años en proceso de pacificación, ve así una salida que parece contentar tanto a las milicias rebeldes como al gobierno nepalí. Sin embargo, este acercamiento no termina con el conflicto. La creación de un nuevo gobierno y la redacción de una nueva Constitución, requerimientos de los insurgentes, parecen que tendrá que esperar.

Si le interesa el tema, le recomendamos el artículo de Jason Overdorf (Lainformación.com)

No hay comentarios:

Publicar un comentario